top of page

Destruirse y Reconstruirse



Hace unas semanas estuve nuevamente hospitalizada, agujas, corticoides, resonancia y demás, esperando la segunda postura de mi tratamiento; Alentuzumab. Sin embargo, uno de los exámenes previos a la infusión no salió bien, así que debo esperar un mes más. Salí de la clínica con el corazón frustrado y el alma dispersa, sin embargo, en esta ocasión la esclerosis no era la culpable, mi impaciencia es el resultado de mi ADN así que los días siguientes los dediqué a reconstruirme.


Tener esclerosis me volvió mucho más fuerte, las caídas del alma ya no duelen como antes, en el camino que he transcurrido con la enfermedad he visto y vivido demasiado, he experimentado episodios propios del realismo mágico de Gabriel García Márquez, me he destruido y reconstruido en cuestión de horas.


Manejar la frustración generada por la dificultad o imposibilidad de hacer cosas que antes resultaban sencillas y cotidianas es uno de los mayores retos de esta enfermedad. ¿Cómo lo logro? Le doy espacio y momento a mis sentimientos; en la soledad, encuentro paz y me encuentro yo, en la oración, esperanza y fuerza inexplicable, en el amor, mi felicidad inagotable. Aprendí a agradecerle a la vida por sacudirme, desvelarme, incomodarme y sorprenderme. Establecí un diálogo con línea directa a mi cuerpo, lo oigo y lo siento, sé lo que puede y lo que no, lo que le hace bien y lo que por el contrario le afecta y como en todo relación peleamos y nos reconciliamos, lloramos y reímos.

Aprendí que la felicidad no se busca, simplemente se permite, y yo me permití serlo con mis limitaciones, acepté lo que no puedo hacer, y valoro cada instante lo que sí, me hacen feliz innumerables momentos, personas, sensaciones, y hasta sabores. Coloreo mi vida a mi manera, los días oscuros son parte de la enfermedad, pero también de la vida, y estos merecen ser vividos con intensidad. La reconstrucción del corazón y el alma es un proceso lleno de matices, es necesario armonizar los sentimientos y pensamientos y volver a iniciar.


Caerse es necesario y levantarse una obligación.



3718 visualizaciones7 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

7 Comments


Susuna a
Susuna a
Aug 09, 2019

Ojalá yo tenga tu valentía , tu fortaleza y tus ganas de vivir ..hace 4 meses me encontré de frente con esta terrible enfermedad..

Hay días en los que me quiero autoçonverncer que no tengo nada y otros donde simplemente me derrumbo 😭😭😭

Like

paolaip
paolaip
Oct 03, 2018

Hola Silvana me han encantado tus escritos he leído 2 te acabo de descubrir por una amiga que subió este a fb y también compartí tu articulo en mi fb me encanto y me identifico mucho contigo pues también me diagnosticaron EM a mi hace 13 años y justo en este momento estoy en mi segundo ciclo de Alemtuzumab mi segundo día de 3, mañana acabo. Leí el articulo de viajar con EM jajajajaja y si, tal cual a San Andres, que cosas no? pero bueno todo se puede y como sea se hace y se disfruta y la compañía es vital y si es en pareja que te ama incondicionalmente es mejor. Yo me separe después de convivir …

Like

Lidia Verde
Lidia Verde
Sep 06, 2018

Silvana, gracias por abrir este espacio y con un nombre que nos cobija a todos los que tenemos a esta compañera de viaje tan inesperada llamada EM...

Yo estoy en Bs As Argentina.

Todo lo que contás está lleno de verdad y generosidad. Pero también de una enorme sabiduría del corazón! Desde "el fin del mundo" te mando un abrazo enooooorme. Enorme como todo lo que nos une a pesar de la distancia.🦋

Like

Que palabras tan bellas para describir una realidad tan cruda y tan certera, pero a la vez  tan llenas de amor y crecimiento ! Te aplaudo de pie valiente guerrera ! 

Like

Por qué es necesario sufrir golpes en la vida para crecer y hacernos mejores seres humanos, no lo sé. Lo que sí sé es que así sucede y este testimonio que me conmovió profundamente, es el mejor ejemplo de ello. Tal vez sin la enfermedad, esta bella niña no hubiese logrado la inmensidad de sentimiento y la infinita belleza interior que se derrama sin medida entre sus palabras. La admiro, la felicito y le agradezco este compartir que nos permite, en mucha menor medida, crecer con ella y contemplar la vida desde una dimensión diferente. Dios te guarde, hermosa.

Like
bottom of page